Desafortunadamente en México la sexualidad es un tema que sigue siendo tabú por diferentes factores como el machismo, la desinformación y los poderes que se aferran a que esto continúe así.

Concretamente, la Educación Sexual en el país lleva apenas 10 años impartiéndose, por lo que el camino es largo y estamos a tiempo de cambiar la forma en la que hemos venido experimentado nuestras personalidades, nuestros sexos y nuestras vidas.

Por eso, con mucha nostalgia y a la vez con esperanza te presentamos cinco temas que nos hubiera encantado saber sobre sexualidad cuando éramos pequeños.

  1. Los fluidos

Desde entender qué diablos es el semen hasta conocer bien el ciclo menstrual de las mujeres y lo que conlleva. Así como saber que el sexo puede ser pegajoso y que existen los malos olores si no tienes una higiene adecuada. Lamentablemente, todos fuimos aprendiendo a la mala.

  1. Los condones

Si eres millenials, a lo mucho tuviste una clase de sexualidad donde te explicaron cómo se pone un condón masculino, pero obvio no aprendiste nada porque tus compañeros se la pasaron carcajeándose. Nos hubiera encantado conocer todo sobre los condones, tanto el masculino como el femenino, sus sabores, colores, texturas y desde luego las terribles consecuencias de no utilizarlos.

  1. Las emociones

Siempre nos han enseñado que la vida es nacer, crecer, reproducirse y morir, pero nadie nunca nos habló de las emociones, de la importancia de disfrutar las cosas, así como de sentirnos seguros y amados en cualquier acto que realicemos.

  1. La comunidad LGBTTTIQA

Sí, la comunidad lésbico, gay, bisexual, travesti, transexual, transgénero, intersexual, queer y asexual. Seguramente se hubieran evitado suicidios, bullyings, confusiones de identidad y un sinfín de problemas que causa la desinformación sobre las formas de sexualidad y sexo que hay en el planeta.

  1. Los juguetes sexuales

También nos hubiera encantado saber que el sexo puede ser responsable y divertido al mismo tiempo, y que existen miles de juguetes hechos especialmente para que todos lo disfrutemos a nuestra manera, sin complicaciones y hasta descubriendo nuevas facetas. Tal vez así hubiéramos esperado un poco antes de utilizar cualquier objeto de la casa para experimentar. ¡Acéptalo, también lo hiciste!

Ojalá que estos textos sean escuchados por papás y maestros, para que así las nuevas generaciones no se lamenten en un futuro y disfruten más y mejor su sexualidad de como lo hicimos nosotros.

Más sobre Consuelo Shop

(0)
Loading...